Testimonios

Personas reales, casos reales

Estas son algunas de las opiniones de nuestros pacientes sobre el Institut Riera Bartra

 

TESTIMONIO 1

Para nosotros el Institut Riera-Bartra es sinónimo de “hogar”. Vas allí y me siento como en casa. Desde que entro por la consulta, el trato de las enfermeras y auxiliares hace que me sienta cómoda y segura. Siempre he acudido ahí y he tenido mis hijos ahí. Hace poco me tocó visitarme con la Dra. Ana María Alcalde, una persona que además de ser una excelente profesional, me transmitió confianza desde el minuto cero. Su tacto y sensibilidad no tienen nombre, personalmente es lo que más valoro en un médico, que me escuche con cariño y un sitio en el cuál me sienta segura. Sin duda seguiré mis visitas con ella y mis hijas también. Muchas gracias a todo el equipo maravilloso que formáis. 

C.C.

 

TESTIMONIO 2

Leo, nuestro pequeño angelito. Había tenido 3 abortos y mi esperanza de tener un bebé cada día disminuía, pero siempre conté con el apoyo incondicional del Dr. Rabasa. La verdad es que el me ha seguido desde el primer aborto y su trato cálido y humano han hecho que no decaiga y que continúe en este camino. Mi cuarto embarazo estaba muy nerviosa dado mis antecedentes, mi marido y yo no dormíamos hasta la semana 9 en la que pudimos respirar con más calma. El Dr. Rabasa nos ayudó, nos trató de una manera adecuada y nos siguió el embarazo de la mejor manera posible. Luego cuando pasamos ese primer trimestre, Leo no crecía lo suficiente, pero seguimos teniendo fuerzas y esperanzas y con control exhaustivo con el Dr. Finalmente nuestro Leo nació y estamos felices con este ángel en casa. Sólo queremos reiterar el agradecimiento infinito al Dr. Rabasa, una persona con un gran corazón. 

A. Y  T.

 

TESTIMONIO 3

Para nosotros la Dra. Ana Alcalde ha sido un descubrimiento. A nuestra madre le diagnosticaron cáncer y al parecer era un caso muy complejo. Descubrí a Ana por topdoctors y ya de vista me gustó. Y no nos equivocamos. Ya en la primera visita el trato que tuvo con mi madre, el cariño, como le cogió la mano y como le explico todo nos dejó felices y confiadas en que habíamos hecho bien de ir a verla. Estuvo encima de mi madre durante todo el verano hasta que la operó y posteriormente ha seguido estando pendiente en el tratamiento adyuvante, llamándola y dándole ánimos cada vez que mi madre lo ha necesitado. Para nuestra familia Ana ha sido una estrella que se cruzó en nuestro camino y nos guía y siempre estará en nuestros corazones. Ha hecho que mi madre se reconcilie con la medicina. 

P.F.

¿Quieres solicitar una visita?

Llámanos al (+34) 93 510 00 35 o rellena el formulario para pedir cita.